Crucero a bordo del Anakonda, un lujo para recorrer el Amazonas

En Anakonda Amazon Cruise te hacen la propuesta de dejarse imbuir en la belleza de las tierras salvajes del Amazonas. Con todas las comodidades de un lujoso crucero podrás ver animales en su entorno natural, pasear en canoa, visitar comunidades indígenas y degustar los majares de la zona.

El tiempo parece diluirse o andar hacia atrás a bordo del Anakonda un imponente navío de 45 metros de eslora y tres plantas de altura. En el año 2016 este barco obtuvo el World Travel Awards a mejor crucero boutique de Sudamérica.

Si las formas del Anakonda recuerdan las del mítico Caballo de Troya, su interior inspira todo el mundo de las Mil y una noches, puro ensueño. Tiene 14 suites estándar y cuatro suites Deluxe, con aire acondicionado en cada, balcones y bañera, ventanas panorámicas, todo bajo una estética minimalista y moderna.

En la primera planta vas a encontrar un lounge externo para tomar un cóctel, y disfrutar de las vistas y el lento recorrer del agua. Es el lugar en el que durante la última noche se degusta una impresionante barbacoa de mariscos. A bordo también encontrarás boutique, sala de eventos, bar y restaurante…y dejé para lo último la guinda del pastel, un jacuzzi al aire libre en la tercera planta.

Más allá del lujo de las instalaciones lo importante es el trato de la tripulación, humano, cercano, 100% respetuosos.

El viaje comienza en la ciudad ecuatoriana de Francisco de Orellana, una de los principales puertos de entradas a la Amazonía ecuatoriana. Pero el barco no se coge allí sino que lancha rápida te llevan durante una hora y media, hasta el Anakonda, donde comienza la auténtica aventura y placer.

Este crucero se puede contratar en dos modalidades, el primero de ellos de tres noches y cuatro días, que llega primero llega a la laguna de Pañacocha, que en lengua kichwa significa lago de pirañas. La segunda opción son cuatro noches y cinco días, llegando hasta Nuevo Rocafuerte, en la frontera con Perú. En ambos se ofrecen actividades.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*