Civitavecchia, el puerto que te abre las puertas de Roma

Si tu barco hace escala en Civitavecchia, el puerto de Roma estarás a unos 80 kilómetros de la ciudad eterna, puedes decidir quedarte en él, o aprovechar al máximo las posibilidades de la capital italiana.
Para que puedas tener más claras tus opciones sobre esta escala, y todo depende de si ya conoces Roma, te contaré algunas características de este puerto.

Civitavecchia lleva siendo el puerto de Roma desde el siglo II cuando Trajano la inauguró como tal.

Yo creo que la mejor forma de desplazarse hasta Roma es en tren, la estación está a solo 700 metros de donde te deja el transfer de la compañía de cruceros, aunque el taxi y el autobús pueden ser otras opciones, el primero tiene la desventaja del precio y el segundo, que te puedes pasar horas en un atasco para ir o volver del centro de Roma.

Para ir de Civitavecchia a Termini (la principal estación de Roma) te recomiendo comprar el BIRG, es un billete que 10 euros e incluye la ida y la vuelta a Roma en tren y el desplazamiento en metro o autobús en la capital durante un día. Ten en cuenta que los niños no pagan billetes hasta los 9 años.

Si decides quedarte en el puerto de Civitavecchia también vas a tener opciones culturales, como el Fuerte de Miguel Ángel, que Bramante construyó por encargo del papa Julio II. Recibe este nombre porque fue el propio Miguel Ángel quien acabó la parte superior de la torre maschio. El edificio tiene cuatro torres, y la principal tiene forma octogonal. También puedes ver la Rocca, reconstruida en el siglo XV por el papa Sixto V, o la catedral de San Francisco de Asís construida por los franciscanos, en el siglo XVIII, sobre una iglesia pequeña preexistente de 1610. Al norte de la ciudad están las termas della Ficoncella.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *