Categorías: General

Si has pinchado en este enlace es porque te mareas en un barco, o al menos tienes miedo de hacerlo. Lo primero que debo decirte es que si has contartado un crucero en un buque grande, casi no vas a notar el movimiento, pero si llegado el caso ves que te pones pálido y te mareas te paso algunos consejos para que tu viaje no se convierta en una pesadilla.

Como no es un tema que haya tratado por primera vez, aquí puedes leer otro artículo, hoy quiero centrarme en las pulseras antimareo, por las que muchos y muchas me habéis preguntado, aunque también te daré alguna que otra recomendación.

Si vas a reservar tu camarote verás que además de las cubiertas te preguntarán si quieres estar en cubierta de popa, o de proa, y no es ninguna tontería elegir un lado u otro del barco. Así que con este artículo pretendo darte algunas nociones marineras que te ayuden a elegir tu camarote.

Proa, que en inglés se dice Bbow, en la terminología naval es la parte delantera de un barco, es decir la parte con la que corta el agua. Por extensión llama proa al tercio anterior del buque, así que si te ofrecen un camarote en proa sabrás que es adelante. Según la forma estructural de esta parte delantera del buque la proa puede ser: recta, lanzada, de violín, de clíper, de Maier o de cuchara, rompehielos, de bulbo, de cablero, etcétera, etcétera.

Hay mucha gente que cuando reserva un crucero, no quiere además comprometerse con el tema de las excursiones, y es que a veces puede llegara ser más cansado que relajante. Además si ya conoces el puerto o el destino, prefieres centrarte en otro tipo de cosas que en ese tour por la ciudad.

Esto no significa que no hagas tu propia excursión, sino que simplemente la diseñas más a tu medida. Aunque voy a confesarte algo, quedarse en un barco cuando todo el mundo se baja es un placer que pocos se atreven a experimentar.

¿Qué te parecería un crucero por un lago? Llevas razón no es exactamente lo mismo que un crucero, pero el lugar es tan idílico, el lago di Garda, que si tienes la oportunidad de visitarlo no la desaproveches. Y si después quieres dar un paseo o hacer una excursión por el lago en ferry no dejes de leer este post.

El lago di Garda está en el Norte de Italia, entre Venecia y Milán, y es increíble, agua fresca y cristalina, montañas escarpadas, pueblecitos absolutamente pintorescos, con casas de colores, viñedos, olivos, castillos y casas rurales. Para dar la vuelta y conocer el lago te recomiendo un mínimo de 4 días, aunque yo podría quedarme a vivir allí.

Categorías: Consejos, Ofertas

Casi seguro que habrás visto que en tu reserva de camarote, tienes la posibilidad de marcar si quieres un camarote garantizado, puedes encontrarlo con las siglas GTY en inglés, esto es que te dan un camarote, de la modalidad que hayas elegido, pero aún no tienes uno en concreto, que lo conocerás poco tiempo antes de zarpar. Aproximadamente la media es de unas 48 horas antes de zarpar, aunque Royal Caribean te lo suele asignar 10 días antes.

Con esta modalidad encuentras muy buenos precios, pero cada naviera tiene una política diferente sobre esto, y a veces más que con el precio premian tu incertidumbre asignándote un camarote de más categoría, simplemente porque vendieron todos los que ya estaban asignados. Ten claro que nunca te van a dar uno de categoría inferior.